Condón femenino: ¿Qué es y cómo funciona?

Todo lo que debes saber sobre este método no hormonal de planificación para mujeres.

Disfrutarás más tus relaciones sexuales con los condones femeninos porque te hará sentir segura y podrás llevar el control de tu sexualidad y salud reproductiva.

El condón femenino o también llamado preservativo interno es un anticonceptivo no hormonal para las mujeres. Actúa como barrera que evita que los espermatozoides entren al útero

Lo triste mujeres es que en Colombia el condón femenino reina por su escasez, debido a su poco uso y al desconocimiento y otras razones como que las EPS o entidades como Profamilia tampoco los brindan como una manera muy eficaz de prevenir embarazos y enfermedades de transmisión sexual.

El condón femenino está disponible para comprar, desde el 2008. Se dice que es un invento reciente desarrollado por Lasse Hessel y aprobado como dispositivo médico por la U.S. Food and Drug Administration (FDA) en 1994. Al igual que los condones masculinos, los condones femeninos datan de hace mucho tiempo. La leyenda de Minos, en la antigua Grecia, describe el uso de un condón interno hecho de vejiga de cabra. Lo único cierto es que ahora se puede hablar con más libertad y tranquilidad, además en Oh, My Fat! queremos que sea una mujer segura, que disfrute y se llene de placer, por eso te explicaremos todo lo que debes saber sobre el condón hecho para mujeres.

¿Cómo es?

El condón femenino tiene dos anillos, uno en cada extremo. Es similar a un condón masculino solo que es más ancho. Mide alrededor de 17 centímetros y está hecho de poliuretano y nitrilo.  Te brinda protección contra el embarazo y también contra las infecciones que se propagan durante el contacto sexual, como el VIH. 

¿Cómo se usa?

Se introduce en la vagina –al igual que una copa menstrual- dejando el extremo del anillo cerrado adentro, mientras que el anillo externo, que tuene una abertura, permanece en la parte exterior cubriendo la abertura vaginal.

De esta manera está listo para ser utilizado.

Ventajas del condón femenino

Ayudan a protegerte de enfermedades de transmisión sexual

Previene un embarazo no deseado.

Te brinda autonomía para controlar tu fertilidad y tu vida sexual.

Su uso no tiene efectos secundarios.

Su efectividad es del 79 al 95%

El condón femenino no requiere una erección antes de su uso a diferencia del condón masculino.

¿Cuándo ponerlo?

Lo puedes colocar hasta ocho horas antes que vayas a tener una relación sexual, una vez finalizado el acto lo sacas de tu vagina sin pararte y listo. No son reutilizables.

Mira también: ¡Aumenta el deseo! Cinco aplicaciones para mejorar tu vida sexual

Suscríbete para no perderte una publicación
¡Regístrate con tu dirección de correo electrónico para recibir noticias y actualizaciones!

¡Recibe actualizaciones de noticias diarias en tu bandeja de entrada!
¡Regístrate con tu dirección de correo electrónico para recibir noticias y actualizaciones!

Previous
Las cinco fantasías sexuales más recurrentes de las mujeres, ¿cuál es la tuya?
Condón femenino: ¿Qué es y cómo funciona?